Atalaya Golf comparte la pasión con Yamaha Golfcar

Atalaya Golf & Country Club, uno de los complejos de golf más característicos de la Costa del Sol, comparte su pasión por el golf con Yamaha Golfcar.

Andrés Sánchez, director de Atalaya Golf, recibió en mano una nueva flota de casi 80 buggies.

David Fernández, en representación de Yamaha y John Deere para Agronimer, estaba muy entusiasmado con el acuerdo: "¡La energía que se obtiene al unir estas dos compañías de alto nivel es abrumadora! Todo en un campo de golf tan prestigioso como Atalaya Golf respira lujo".

"Lo que David dice es cierto, en nuestro campo todo debe estar perfecto para nuestros invitados, se trata de la experiencia de golf de los jugadores. Con Yamaha hemos elegido calidad para nuestros socios y visitantes. Sabemos que no solo ahora sino también en los próximos años todos nuestros jugadores tendrán la mejor experiencia posible", dijo Andrés Sánchez. Continuando con la afirmación de que "Yamaha no solo nos ha ofrecido fantásticos buggies, sino que el programa de mantenimiento posventa es un elemento tremendamente importante y Agronimer lo garantiza".

Situado cerca de la playa y de los hoteles más importantes de Marbella, Estepona y Benahavís, Atalaya Golf & Country Club tiene dos campos de 18 hoyos. Durante diez años ha sido la sede del Southern European para la PGA-Europa. El Campo Old es un campo clásico de 18 hoyos par-72 diseñado en 1968 por Bernhard von Limburger, un campo abierto para caminar que es muy conocido por sus greenes rápidos y sus vistas panorámicas.

El Campo New, creado en 1990, es un verdadero desafío para los profesionales y un recorrido divertido para aquellos que ya han empezado a jugar. Al igual que el Campo Old, todos los detalles están en perfecto estado y los jugadores disfrutan de las vistas panorámicas.

Hablando del acuerdo, Joan Vilaro y Bart Lanser de Yamaha Motor Europe declararon que "aunque estamos trabajando más en el trasfondo cuando se desarrollan estas cooperaciones, estamos muy contentos de poder contribuir y facilitar la entrega. En general, no es una operación pequeña preparar la entrega de la flota, y ver los buggies de Yamaha en Atalaya nos hace sentir muy orgullosos de lo que estamos haciendo".

Publicado por EGCOA.